El Salvador apoya diálogo en Venezuela para evitar "derramamiento de sangre"

sunoticiero

El canciller salvadoreño, Hugo Martínez, expresó este miércoles el apoyo de su país al nuevo intento de diálogo en Venezuela para evitar un "derramamiento de sangre" similar al vivido por el país centroamericano durante la guerra civil (1980-1992).

(Lea también: Mediadores del diálogo entre Gobierno y oposición se reúnen en República Dominicana)

"La posición de El Salvador siempre ha sido la misma que la de su Santidad el papa Francisco y que la del secretario general de la ONU: que haya un diálogo entre ambas partes (Gobierno y oposición) para evitar un derramamiento de sangre en Venezuela", dijo Martínez en una rueda de prensa en la Embajada de El Salvador en Washington.

"Nosotros, que venimos de un conflicto armado que nos costó 75.000 muertos, sabemos lo que es eso, y desgraciadamente los intentos de diálogo que se dieron antes del conflicto armado no fueron provechosos, pero tuvimos que dialogar. Sabes cuál es el punto, que desgraciadamente tuvimos que dialogar 75.000 muertos después, y eso es lo que no queremos para ningún país", subrayó.

El ministro de Exteriores salvadoreño se pronunció en este sentido tras ser preguntado por el nuevo intento de diálogo entre el Gobierno y la oposición venezolana anunciado este martes e impulsado por el expresidente del Gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero.

Visita a Washington

El tema de la situación venezolana "no está en la agenda" de la visita de Martínez a Washington entre este miércoles y el viernes, enfocada en abogar por los 190.000 salvadoreños acogidos al Estatus de Protección Temporal (TPS) y los 30.000 beneficiados por la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA).

"Traemos un foco sobre el tema del TPS y DACA pero estamos dispuestos a abordar otros temas si ellos (el Gobierno de EE.UU.) lo consideran conveniente. (...) Si hay una petición de ellos dialogaremos de otros temas, si no, preferimos enfocarnos en este", explicó.

Martínez no tiene previsto reunirse con funcionarios del Departamento de Estado en este viaje, puesto que ya lo hizo en otra visita hace tres semanas.