Equilibrio Fisco-Emocional. La Autosuficiencia

Referencial

Es algo que está de moda, incluso es tan productivo para las empresas de “hágalo usted mismo” , que es su eslogan publicitario… Esto se ha convertido en un hábito, vemos a las mujeres que las llaman y se hacen llamar las 4X4, donde resuelven absolutamente todo, el confort se lo dan por ellas mismas, esto es casa, carro, viajes y caprichos, esta bien si lo vemos como personas muy prosperas, pero la actitud y además lo dicen, yo no dependo de nadie para tener lo que quiero. 

Los caballeros replegados ante tales mujeres, que se preguntan que les puedo ofrecer, como alcanzarlas, solo las observan y admiran de lejos. Todo está bien para ellas, muy bien por todos sus logros, pero cuándo recibir que es la naturaleza femenina, y a ellos cuándo ser el cazador y protector en el buen sentido de estas palabras. 

Esta situación, sumado a los avances tecnológicos que nos permiten saludar, felicitar y cumplir con todo y todos vía redes, nos van alejando cada vez más del contacto humano, el intercambiar miradas y abrazos cariñosos. También la capacidad de recibir y de pedir ayuda, apoyo o ser escuchados, se ve mermada. Si bien, para las pequeñas y las grandes cosas, para compartir, apoyarse, llorar, reír, celebrar, etc. están los amigos y las parejas. 

Nosotros nos acercamos o alejamos, es un sentir, es una vibración energética que se identifica con la otra u otras personas, es una resonancia que se podría traducir, en un me caes bien, me divierto, aprendo, eso es el intercambio y la retroalimentación. Puede ser un intercambió armónico o no, pero siempre es interesante. El conocer, escuchar, en fin el compartir nos permite no solo drenar, sino también saber que otras personas tienen vivencia similares y que nos pudieran servir como referencia ante las propias, es una verdadera retroalimentación y amplitud del ser. 

De lo contrario, aparecerían la soledad y la desolación, después del gran ruido externo e interno, el verdadero estado es el estar solo y la pregunta…qué hago con todo esto? El estar superdotado y perfectos en el hacer y tener, es algo que da mucho temor de una parte y otra, crea una pared energética impenetrable, y es allí donde se instala la Autosuficiencia. 

El autosuficiente, siempre estará solo, porque esa es su condición, yo lo hago y nadie como yo y así tenga muchas personas a su alrededor, estará siempre tomando la delantera, que nadie se anteponga, o me domine o imponga o me anule, esa su creencia. Se han convertido en unas personas con corazas de acero, rígidas, inalcanzables. Frías y calculadoras, en fin piezas importantes, pero que a veces ni ellas o ellos mismos logran conseguir en ningún espacio en ningún grupo o lugar donde encajar, donde se sienta en armonía y relajado, sin estar a la defensiva y no dejándose atender, terminan siendo algo así como el florero de lujo, hermoso, pero que no encaja en ningún lugar en casa. 

Mi sugerencia es a una apertura, siempre se puede aprender de otra persona, es muy grato recibir y compartir. En la medida que compartas, desde tu centro, será una confrontación con tu autoestima, entender que es un amoroso compartir y que nadie te llevará a hacer lo que no estés de acuerdo o no desees hacer, tú sigues haciendo pero desde una mente amplia y un corazón abierto.